Aranda y la Ribera

Menú;

87

6.1. Turismo activo

El entorno natural de la Ribera pone a disposición del viajero diversas posibilidades para disfrutar de los deportes al aire libre.

El río Duero es idóneo para realizar actividades de piragüismo y su ribera perfecta para aquellos que buscan caminar y recorrer numerosos senderos, algunos entre viñedos. Muchos de ellos pueden ser también recorridos en bici.

Sin olvidarnos de los más aventureros, quienes podrán realizar actividades de orientación, ayudados de plano y brújula, para encontrar su propio camino.

Para vivir sin prisas

Los aficionados al piragüismo y los que quieren vivir esta experiencia por primera vez encuentran en Vadocondes, a 13 kilómetros de Aranda, el espacio ideal para practicar este deporte acuático.

El Ayuntamiento, que apoya fielmente esta práctica, ofrece de manera gratuita piraguas para el uso y disfrute del río.

Además, en julio se celebra el Descenso del Vino, una iniciativa no competitiva del Grupo Espeleoduero de Aranda de Duero.

La Fundación Exploria oferta en Huerta de Rey campamentos y actividades relacionados con el medio ambiente y voluntariado social para los más jóvenes.

También es posible dejarse llevar, en cualquier época del año, por la serenidad y el sosiego que aportan los paseos a caballo, gracias a los centros ecuestres de la Ribera, como La Galinda en Aranda.

Para pasar unos días de relax a solas, en pareja o con amigos en un entorno tranquilo y de calidad, tanto Aranda de Duero como sus alrededores cuentan con una amplia oferta y una gran variedad de casas rurales, hoteles e incluso un camping desde donde se pueden realizar distintas actividades al aire libre. Los más osados pueden asomarse a las labores de madrugada en la vendimia nocturna, una práctica llena de encanto que organizan algunas bodegas como Neo en Castrillo de la Vega y son un original recurso turístico.

Conocer de primera mano la tradicional profesión del ganadero es posible asistiendo a una visita guiada a la explotación de Paradilla 143.

Para disfrutar a toda velocidad

Otro de los deportes para practicar al aire libre en la Ribera es el karting. En Tubilla del Lago se encuentra el Circuito Kotarr, donde se pueden alquilar vehículos y subir el ritmo cardíaco.

Es el primer circuito de velocidad de Castilla y León y la versatilidad de su trazado permite que en él se celebren competiciones y eventos de velocidad no solo con karts, también con otro tipo de vehículos, en citas destacadas como Supermotard, Legend Cars, Superkarts, Fórmula CM o Motociclismo de velocidad.

El circuito ofrece nueve variantes de trazado y es una referencia para los aficionados al motor.