Aranda y la Ribera

Menú;

89

6.3. Micología

A lo largo de la Ribera del Duero encontramos terrenos en los que es posible practicar la recogida de setas, siendo el otoño la estación más indicada para ello. A lo largo de estos meses se celebran numerosas rutas micológicas donde aprender a diferenciar y recolectar las distintas especies de setas.

Hasta 150 variedades de hongos pueblan la Ribera del Duero, de los cuales alrededor de 50 son comestibles, destacando níscalos, setas de cardo, trufa negra y boletus, entre otras especies.

En otoño tiene lugar la edición anual Buscasetas, unas jornadas gastronómicas que celebran numerosos pueblos de Castilla y León, entre ellos El Lagar de Isilla en Aranda, o La Casona de La Vid.

Para participar en la recogida de setas, hay que prestar especial atención a la señalización y asegurarnos de conocer las normas que debemos seguir.